4 desayunos fáciles, sanos y nutritivos.

4 desayunos fáciles, sanos y nutritivos.


Saltarse la primera comida del día puede aumentar el riesgo de obesidad, infarto, problemas de concentración y estomacales. El desayuno es fundamental, sobre todo en niños y adolescentes.

No se trata de comer solamente, el desayuno tiene que ser equilibrado, debe de incluir los nutrientes fundamentales para un óptimo rendimiento físico e intelectual. Muchos especialistas aconsejan cuatro grupos de alimentos que no pueden faltar en un buen desayuno:

– Frutos secos y semillas: Son fuente de minerales, portan magnesio, fósforo, potasio, calcio, hierro y oligoelementos como el zinc y el selenio, con propiedades antioxidantes. Brindan saciedad y mejoran la digestión ayudando a controlar el apetito.

– Jugo de frutas: La fruta es rica en un tipo de azúcar que el organismo asimila muy bien y que es muy beneficiosa para el cerebro en esas primeras horas del día. Piensa que este órgano necesita casi el 20% de nuestra energía total, y que la glucosa es ese combustible esencial para realizar muchas de sus funciones básicas. La fruta es, pues, un alimento maravilloso para despejarnos por las mañanas y que, además, nuestro estómago digiere adecuadamente y con más rapidez.

– Pan o cereales, preferentemente integrales. Son una excelente fuente de carbohidratos que aportan energía y proporcionan al cuerpo vitaminas y minerales. Los integrales aportan grandes cantidades de fibra que favorece el buen funcionamiento intestinal e influye favorablemente en los niveles de colesterol sanguíneo.

-Productos lácteos, como la leche, el yogur y el queso (preferentemente descremados), aportan proteínas de muy buena calidad, calcio y vitaminas A, D y B12, esenciales para la salud de los huesos y de los dientes en todas las etapas de la vida.

+ There are no comments

Add yours